Archivo de la categoría: Literatura

“Sång om den oförutsedda kärleken” (“Gacela del amor imprevisto”) de García Lorca, en traducción de A. Lundkvist (1955)

El nr. 3 de la revista de poesía Lyrikvännen (1955) se abre con la traducción de la “Gacela del amor imprevisto” (Divan del Tamarit, publicado póstumo en 1940) de Lorca, en traducción de Artur Lundkvist.

Esta traducción había aparecido publicada en la antología de poesía amorosa que la mujer de Lundkvist, Maria Wine, acababa de publicar: Lågor för Eros : ett urval kärlekslyrik från hela världen (Estocolmo. FIB:s lyrikklubb, 1955), breve libro que alcanzó cierto éxito de ventas, con poemas de Sapho, Robert Burns, Shelley, William Blake, Chang Chiu Ling, Rilke, Kathleen Raine, E.E. Cummings, Lorca, Neruda, Leopold Sedar Senghor, etc.

La ilustración de la cubierta de la antología de M. Wine es la misma que aparece en la revista, obra Claes Bäckström.

Nadie comprendía el perfume
de la oscura magnolia de tu vientre.
Nadie sabía que martirizabas
un colibrí de amor entre los dientes.

Mil caballitos persas se dormían
en la plaza con luna de tu frente,
mientras que yo enlazaba cuatro noches
tu cintura, enemiga de la nieve.

Entre yeso y jazmines, tu mirada
era un pálido ramo de simientes.
Yo busqué, para darte, por mi pecho
las letras de marfil que dicen siempre.

Siempre, siempre: jardín de mi agonía,
tu cuerpo fugitivo para siempre,
la sangre de tus venas en mi boca,
tu boca ya sin luz para mi muerte.

Ingen skå föstå vällukten
hos din mages mörka magnolia.
Ingen ska veta du plågar
kärlekens kolibri mellan tänderna

Tusen små persiska hästar ska sova
på din pannas månbelysta torg,
medan jag i fyra nätter omfammnar
din midja som är fiende till snön.

Din blick mellan gips och jasminer
ska vara en kvist med bleka knoppar.
Jag ska söka åt dig i min bröst
bokstäver av elfenben som säger alltid.

Alltid, alltid: min smärtas trädgård,
din undflyende kropp för alltid,
dina ådrors blod i mun,
din mun utan ljus intill min död.

Por lo demás, la nota sobre el autor que aparece al final del número es disparatada. Aparte de seguir repitiendo que a Lorca lo mataron “los fascistas”, se dice que tocaba la guitarra (no el piano) y que vivió en Colombia (confundiendo el país con su estancia en la Universidad de Columbia).

Sverker Arnoldsson (1908-1959), un gran hispanista sueco especialista en la Leyenda Negra

Hasta ahora no se había hablado en este blog de Sverker Arnolsson (Sundsvall, 17 febrero 1908-Gotemburgo, 10 novoembre 1959), uno de los grandes hispanistas suecos del siglo XX.

1. Etapa de formación (1937-1950)

Arnoldsson se doctoró en la Universidad de Gotemburgo en 1937 con una tesis (impresa y con resumen en francés) sobre la Guerra de los Treinta Años. Dicho año fue nombrado profesor auxiliar en la Universidad de Gotemburgo en Historia de Suecia y Universal. Desde 1946 fue, al mismo tiempo, catedrático del instituto de segunda enseñanza Vasa, de Gotemburgo. Fue durante varios años colaborador del benemérito Instituto Ibero-americano de Gotemburgo.

Colaboró en prensa con mucha frecuencia, y en la Radio Nacional Sueca, tratando temas latinoamericanos. Hizo varios viajes de estudios a Francia, Alemania, Checoslovaquia e Italia, durante los año 1935, 1938 y 1948-49.

Entre sus publicaciones de la época se pueden mencionar: Svensk-fransk krigs- och fresdapolitik i Tyskland 1634-1636 (“La política de guerra y paz sueco-alemana en Alemania 1634-1636”. Gotemburgo, 1937), que fue su tesis doctoral. Krigspropagandan i Sverige före trettioåriga kriget (“La propaganda política en Suecia antes de la Guerra de los Treinta Años, con resumen en alemán, en Acta Universitatis Gotoburgensis, XLVII, Gotemburgo, 1941); Johan III:s litterära själprotarair (“El autorretrato literario de Juan III, en Studier tillägnade Curt Weibull, Gotemburgo, 1946), Sveriges centrum från hendenhös till våra dagar (“El centro de Suecia desde los tiempos más remotos hasta nuestra época”, en Tidens Kalender, Estocolmo, 1949); y Ericus Olai och periodindelningen i Sveriges historia (“E.O. y la periodización de la historiografía en Suecia”, en Acta Universitatis Gotoburgensis, LVIII, Gotenmburgo, 1953).

2. Etapa latinomericana (1951-1958).

Gracias a una Beca Rockefeller pudo pasar un año de investigaciones en archivos y bibliotecas de Argentina, Chile, Perú, México y los Estados Unidos (1951-1953). Otros viajes de estudios lo llevaron a España y Portugal, en 1954 y 1958. En 1958 fue invitado como ponente especial al III Congreso de Cooperación Intelectual, celebrado en España con motivo del IV Centenario de la muerte de Carlos V. Fue miembro correspondiente de la Academia Nacional de Historia, de Buenos Aires, y del Instituto Histórico y Geográfico de Montevideo.

Doce ensayos históricos suyos, menores, y cuatro de otra índole, dados a luz en diferentes revistas fueron reunidos por la editorial Gebers en un tomo aparecido bajo el título de Poeter och pirater (“Poetas y piratas”, Estocolmo, 1958). De este libro, tres ensayos versan sobre asuntos hispánicos.

Entre las demás publicaciones suyas, de un interés hispánico, podemos destacar las siguientes:

  • “Svarta Legenden” (“La leyenda negra”, en Göteborgs Morgonpost, 12 de abril de 1947
  • “Nicolás Guillén – svart skald från Cuba” (“N. G. – poeta negro de Cuba”. Göteborgs Morgonpost, 20 noviembre 1948).
  • “Den spanska erövringen av Amerika i eftervärldens dom” (“La conquista española de América según el juicio de la posteridad”, en Svensk Tidskrift, XI, nr. 6, Estocolmo, 1953).
  • Los 3 artículos reeditados en Poeter och pirater (1958).

  • “Fernán Silva Valdés -gauchoskalden” (“F.S.V. – el poeta gaucho”, en Götherborgske Spinoen, 17, nr. 4, Gotemburgo, 1952).
  • “Några intryck från spanskamerikanska arkiv och biblioteket” (“Algunas impresiones de archivos y bibliotecas en al América Española”, en Arkiv, smahälle och forskning. Estocolmo, 1953).
  • “Den spanska erövringen av Amerika i eftervärldens dom” (“La conquista española de América según el juicio de la posteridad”, en Svensk Tidskrift, XI, nr. 6, Estocolmo, 1953).
  • Hay algunas conferencias inéditas del profesor Anorldsson dadas en la Radio Sueca en 1958-1959, entre las que destacan las dedicadas a la memoria de Carlos V y el general San Martin.

    Sverker Arnolsson dio a luz, además, dos ensayos en publicaciones hispanoamericanas, a saber “San Martín y sus contemporáneos suecos”, en San Martín. Homenaje de la Academia Nacional de la Historia en el centenario de de su muerte (1850-1950. Tomo I. Buenos IAres, 1951), y “La historiografía moderna en Suecia”, en el Boletín de la Academia Nacional de la Historia (XXV. Buenos Aires, 1951).

    Los momentos históricos de América según la historiografía hispanoamericana del perído colonial (Madrid, Insula, 1956) es una obra apreciable, pero su gran obra es La leyenda negra. Estudios sobre sus orígenes (Acta Universitatis Gotoburhensis, LXVI: 3. Gotemburgo, 1960). Esta gran obra fue editada póstumamente por la Universidad de Gotemburgo, en traducción de Mateo Pastor-López y Birgitta Falk.

    3. Traducciones

    Entre sus traducciones al sueco de poesía latinoamericana merecen especial atención los poemas de Pablo Neruda y Romeo Murga, en el Götheborgske Spionen (12, nr. 3, Gotemburgo, 1947); los de Jaime Torres Bodet y Nicolás Guillén, en Ord y Bild (59, nr. 4, Estocolmo 1950); los de César Vallejo, en el diario Svenska Dagbladet (7 mayo de 1951), y los de Fernán Silva Valdés, en el Götheborgske Spionen (17, nr. 4, Gotemburgo, 1952).

    Es autor de una antología sueca de poesía hispanoamericana, que es obra mayor: Hettan spränger natten (“El calor raya la noche”. Estocolmo. Gebers, 1956), en la que reúne traducciones de 20 poetas latinoamericanos, de Rubén Darío a Carrera Andrade.

    Algunos de sus artículos los tradujo Enrique López Muro, que trabajaba en el Götenburg Bank.

    La poesía “germánica del norte” de Luis A. de Cuenca (Madrid, 1950)



    “que la nieve me cubra con su manto, hecho de olvido” ("Memorabilia", en La vida en llamas, 2006).

    Luis A. de Cuenca (Madrid, 1950) ha estado siempre fascinado por los países nórdicos y su cultura. En una entrevista de 2015 puntualiza:

    A mí me fascina la literatura germánica del norte, lo que llaman impropiamente literatura escandinava, pues realmente fueron los germanos del norte los que la crearon, sobre todo en Noruega y en Islandia, entre los siglos XI y XIV.

    Juan José Lanz, en su prólogo a la antología poética (1979-1996) (Cátedra, 2015) de Luis Alberto de Cuenca articula la obra del poeta en torno al contraste luz/oscuridad, estética diurnal/estética nocturnal. Esta idea la toma del libro de Gilbert Durand Las estructuras antropológicas de lo imaginario.

    Desde este punto de vista, podemos hacer una breve recopilación de poemas relacionados con el Norte, con lo nocturno, por tanto, tomando como base la monografía excelente de nuestro admirado Javier Letrán, en La poesía postmoderna de Luis Alberto de Cuenca (Sevilla, Renacimiento, 2005):

  • Dinamarca. Aparece vía Hamlet varias veces en su obra (el caso más evidente sería el libro Elsinore, de 1972). También hay que contar con “Beowulf en Dinamarca” (en Sin miedo ni esperanza, 2002).
  • Noruega. A través de Ibsen y su Peer Gynt (en Scholia, 1978).
  • Suecia. A través de Esaías Tegnér, al comienzo de Museo, en torno al concepto de claridad. Referencias a Bergman también.
  • Islandia. Mediante la actualización al ciclo de Gudrun, de la Edda Poética, dedicado a la capacidad de sufrimiento de la mujer. En “Gudrúnarkvida” la protagonista se llama Carmen. También se cita “la Edda de Snorri y la promesa de Winland” en “La chica de las mil caras”, de Elsinore (1972), con referencias a la Saga de Egil Skallagrímson, el “precoz escaldo”.
  • Estuve con Luis Alberto en junio de 2010 en Estocolmo, pero eso queda para otra vez.

    El Persiles de Cervantes (1617) y el mundo nórdico. En el centenario

    Me acabo de dar cuenta de que en estas xenografías no hay ninguna entrada acerca del libro póstumo de Cervantes: Los trabajos de Persiles y Sigismunda, historia setentrional (1617).

    Esta entrada no pretende aportar nada nuevo, sino simplemente dar cuenta de algunas iniciativas al respecto que están teniendo lugar en el año del centenario.

    Lo primero que me llamó la atención fue el Cervantes in the North. The 400th anniversary of Persiles and Sigismunda (UiT-Universidad Ártica de Noruega, Tromsø, 27-29 de junio 2017). Estuve pensando pasarme por allí, pero no me gustan los viajes, y Tromsø me queda a trasmano. En todo caso, lo sigo con interés.

    Luego ha venido la excelente exposición del Instituto Cervantes Viaje alrededor del Persiles (abril-julio 2017), al cuidado de Isabel Lozano-Renieblas, como asesora científica.

    Por lo demás, me gustaría recomendar un excelente artículo de mi amigo Antonio Cruz Casado, un verdadero talento que, desde provincias, no deja de derramar su inteligencia generosamente. Me refiero a “Una interpretación ocultista de Los trabajos de Persiles y Sigismunda (Actas del V Congreso Internacional de Cervantistas, 2004), que pueden leer ustedes en PDF.

    Delhy Tejero (1904-1968) y Axel Munthe (1857-1949)

    Delhy Tejero es nombre usado desde 1929 por Adela Tejero Bedate (Toro, Zamora, 1904 – Madrid, 1968), pintora y dibujante española, que pertenceció al grupo de mujeres denominadas modernas que, en los años 20 y 30 de la Edad de Plata, fueron protagonistas del cambio de mentalidad necesario para que lograran ocupar un lugar propio en el espacio artístico.

    Las publicaciones sobre Tejero son difíciles de conseguir desde Suecia, de modo que mi información es escasa.

    Esta modesta nota sólo pretende llamar la atención sobre la amistad de la moderna de Toro con el filántropo sueco Axel Munthe, en su mítica casa de Capri (italia), durante la Guerra Civil (1938).

    1938 (enero)
    Se instala en Capri. Allí permaneció durante cinco meses con gran actividad pictórica y trabó amistad con Axel Munthe, el enigmático autor de la “Historia de Saint Michel”.

    Ante la imposibilidad de recuperar su puesto en Madrid al estallar la Guerra Civil, acusada de haberlo abandonado, Tejero tiene que permanecer en Toro, trabajando como profesora de dibujo y rechazando importantes ofertas, como la de Pilar Primo de Rivera para decorar con pinturas murales el castillo de la Mota, en Medina del Campo, donde se había instalado la sección femenina de Falange. Sus frescos para el hotel Condestable de Burgos, sin embargo, le permiten salir de España para seguir ampliando estudios de pintura mural en Forencia, viajando después a Nápoles y Capri, donde inicia una profunda amistad con el escritor Axel Munthe.

    En Capri estuvo desde diciembre de 1937 hasta abril de 1938, con el pensamiento puesto en España y en el horror de la guerra pintando sin parar. En Capri vivió en la villa de Rabindanah Tagore, hasta que encontró una habitación en la Villa Jodice. Se interesa por su obra y por la de Axel Munthe, médico psiquiatra y escritor sueco, de vida y pensamiento franciscano, que se había instalado en Capri. Delhy se fue de Capri en la primavera de 1938. Pasó por Roma y allí visitó otra vez la Capilla Sixtina, de la que la impactaba el color.

    Tejero volvió a Madrid en 1939, en un proceso de arrrepentimiento moderado de su trayectoria moderna anterior. Es lo que se suele llamar su etapa espiritualista.