Eva Aggerholm (Sæby sogn, Løve herred, Dinamarca, 1879 – Madrid, 1959)

AS02228Iba siendo hora de que en este proyecto, que lleva ya algún tiempo abierto, se diga algo sobre la mujer del pintor español Daniel Vázquez Díaz (Nerva, Huelva, 1882 – Madrid, 1969), la danesa Eva Aggerholm (Sæby sogn, Løve herred, Dinamarca, 1879 – Madrid, 1959). Eva fue modelo para muchos de sus retratos, como las sanguinas de 1910-1912 que se conservan en el Reina Sofía [ver a la izquierda].

Eva A. era danesa, no sueca, como la presentan muchos libros. Era hija de Ludvig Preetzmann Aggerholm y de Elisa Vilhelmine Berthelsen. Entre 1901 y 1912 estuvo casada con el danés Poul Friis Nybo, pero posteriormente su nombre completo de casada era Eva Preetzmann Aggerholm de Vázquez Díaz. Estudió en la Escuela de Bellas Artes de Copenhague y en 1908 se traslada a París, donde acude a la Academia Humbert y al estudio de Bourdelle. Allí conoció a Daniel V. D., con quien se casó en en la Iglesia Católica de Copenhague, puesto que Eva se había convertido al Catolicismo. En 1911 tuvieron a su hijo Rafael (Rafaello Aggerholm Vázquez Díaz) en París, lo que la apartó de la creación artística. La fecha del matrimonio no está clara, ya que Eva no se divorció de su primer marido hasta 1912. En 1918 se instalaron en Madrid.

En 1921 hicieron una exposición conjunta, que suscitó escaso interés, debido a su modernidad -el prólogo del catálogo fue obra de Juan Ramón Jiménez. Margarita Nelken, en su artículo “Artistas modernos: Daniel Vázquez Díaz y Eva Aggerholm” (Cosmópolis, 31, julio de 1921, p. 151), escribió al respecto:

Y sin embargo lo menos que puede decirse de Eva Aggerholm es que su escultura, por su integridad y su energía, es, a pesar de la ternura de su meditación, obra de hombre.

82-385 Su escultura pertenece al realismo castellano, pues busca un estudio de la gente y de la raza a través del retrato.

El matrimonio pasó la Guerra Civil en Madrid. En los 40 conoció la fama de su marido en los círculos franquistas, en buena medida de la mano de Eugenio d´Ors. Mercedes Formica, en sus Memorias, dice de esta relación:

La tacañería de don Daniel era notable. Sus amigos referían cómo a Eva, su mujer, le negaba los elementos necesarios para sus escuturas -piedra, bronce-, y su propio lienzo La cuadrilla había perdido calidad al haber trabajado con maniquíes.

Desde 1951 hasta su muerte en 1959 Eva A. estuvo postrada en el lecho debido a una grave enfermedad, en la casa de la calle (hoy) María de Molina, en las afueras del Madrid de entonces.

En la bibliografía de la escultora danesa destaca el catálogo de la Exposición Vázquez Díaz y Eva Aggerholm en las colecciones del Reina Sofía de Madrid, comisariada por Juan Barba Robles [Nerva] : Fundación Daniel Vázquez Díaz, imp. 2000.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.