Los poetas muertos no escriben novela negra (2010)

He traducido el Capítulo 1 de una novela sueca que me ha gustado mucho: Los poetas muertos no escriben novela negra (2010), de Bjorn Larsson (Jönköping, 1953).

Dentro del campo de las traducciones del sueco, la novela negra es uno de los que menos dificultades me plantean.

1

Karl Petersén, editor y responsable del departamento de narrativa de la prestigiosa editorial Arnefors & Söner, miró a sus dos colaboradores más estrechos, los redactores Sund y Berg. Sabía que estaban sobre ascuas y que se estaban preguntando el motivo por el que los había convocado a una reunión extraordinaria fuera del horario de oficina, con la orden expresa de no contárselo a nadie más de la casa. Petersén se divertía un montón viendo sus caras perplejas, y con gusto los habría mantenido en vilo un buen rato más, pero le resultaba cansado mantener aquella farsa.

“Os estaréis preguntando por qué os he convocado de este modo tan poco convencional”.

No era una pregunta, era una afirmación, pero los dos redactores asintieron.

“Obviamente los dos conocéis a Jan Y. Nilsson”.

Berg abrió los brazos.

“Uno de los mejores poetas del país”, dijo.

“Pero también uno de los escritores probablemente menos vendidos que existen”, anadió Sund, “Entre nosotros, podríamos definirlo como un tipo que escribe buenos libros que nadie quiere leer, más allá de unos pocos entendidos”.

Es posible leerlo en este PDF.

3 comentarios en “Los poetas muertos no escriben novela negra (2010)

  1. Interrobang

    Te seré sincero: no consigo entrar en la novela negra nórdica en general, será por el momento, el autor, o título mal elegido o inadecuado; pero lo he intentado una y otra vez (todo el mundo que la recomienda ni puede estar equivocado ni ser una conspiración) para fracasar de nuevo.
    Estas cuatro páginas sin embargo han conseguido atrapar mi atención, ya dirás con que título se publica en castellano o catalán y una vez más le daré otra oportunidad. ¿No dicen que a la dieciseis va la vencida?
    Ánimo con este blog, excéptico por los tiempos que corren pero interesante.

    Responder
  2. Emilio Quintana Autor

    A mí me han gustado siempre mucho las novelas de Wallander, como lectura de verano en Suecia. Sobre todo cuando vivía en Escania, y podía ir por aquellos campos y a Ystad.

    Para mí esto son ejercicios de traducción para intentar mejorar el idioma. No sé quién publicará la novela en español. Es muy entretenida, en cierto modo una metanovela.

    Yo traduzco fundamentalmente poesía y ensayo, pero una novela como esta sí estaría dispuesto a traducirla, si alguien tuviera interés (y los derechos).

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.